¿Qué hay de nuevo?

Cómo descontentar a todos

23 Jul 2012 0 comentarios
DSHort_graph

El acuerdo al que han arribado en el congreso norteamericano sobre el límite de endeudamiento del Gobierno de los Estados Unidos, ha tenido el raro mérito de haber dejado a todo el mundo descontento. Para citar solamente algunos polos del espectro de opiniones la crítica de Paul Krugman (premio Nobel en economía y neokeynesiano de pura cepa) es no solamente dura con el Presidente Obama, cuando dice que ha capitulado frente a los republicanos, sino que además es acertada en señalar que no hace sentido bajar gastos a corto plazo, justo cuando la economía está perdiendo impulso. Desde otro ángulo, Mohamed El-Erian (ejecutivo principal del fondo de bonos más grande del mundo), señala que el acuerdo alcanzado en el Congreso norteamericano hará más mal que bien a la economía norteamericana, y, habría que agregar, a la del mundo entero, por extensión. Los mercados de valores tampoco creen que el acuerdo hubiera sido bueno para nadie. Se ha evitado la quiebra técnica del Estado norteamericano, pero no se ha hecho nada por resolver la causa de los problemas que han llevado al excesivo endeudamiento de los EE UU y de las naciones más desarrolladas del mundo. La caída de la Bolsa estadounidense y de las demás bolsas del mundo (ver Gráfico de dshort.com), confirma la desconfianza que se despertado entre los inversionistas.

 

La encrucijada de las finanzas norteamericanas

23 Jul 2012 0 comentarios
EE_UU_deficit_y_deuda

No es la primera vez que el gobierno de los EE UU enfrenta la posibilidad de parar sus operaciones e inclusive de dejar de pagar sus deudas porque ha llegado al límite de endeudamiento que le permiten sus normas. En las siete ocasiones anteriores en las que esta situación se ha presentado, los congresistas norteamericanos han llegado a un consenso para ampliar esos límites, y cuando no han habido claras mayorías a favor de esta extensión, la han conseguido haciéndose algunas concesiones recíprocas. Este año, la situación tiene algunas peculiaridades que pueden hacer más difícil un acuerdo, comenzando por el hecho de que la deuda de los Estados Unidos, como porcentaje de su PIB, está en niveles sin precedentes, tal vez con excepción de la post guerra, pero además que el déficit fiscal de esa nación bordea el 10% de su Producto Interno Bruto (Ver Gráfico). No obstante, las tasas de interés están en su nivel más bajo de los últimos cincuenta años. A todo esto hay que añadir que los norteamericanos viven ya un período adelantado de campaña electoral lo que dificulta aún más los acuerdos políticos. Fuera de los EE UU, la economía mundial viene recuperándose anémicamente de una gran recesión y no existe a mano una moneda que sirva como el dólar para movilizar la producción y el comercio globales, pero, además, no existe una economía o región que ofrezca la seguridad de honrar sus obligaciones como hasta ahora lo ha hecho los EE UU.

En la edición del New York Times de hoy, Simon Johnson, economista, profesor del Massachusetts Institute of Technology, y exjefe de economistas el Fondo Monetario Internacional, escribe un interesante artículo sobre las opciones de los EE UU para resolver el impase en el que se encuentra. Lo interesante de éste artículo es que luego de examinar las poco felices consecuencias de cualquier arreglo, sea de ampliación o de no-ampliación de los límites de endeudamiento, pone el acento en un tema que hasta ahora se ha soslayado: la necesidad de una profunda reforma tributaria en los EE UU, sin la cual, su gobierno tendrá que recurrir a estas ampliaciones con más frecuencia, o sencillamente dejar de pagar sus deudas.

Momento de prueba para el FMI

23 Jul 2012 0 comentarios
Carstens_y_Lagarde

El día de ayer, el Dr. Agustín Carstens, gobernador del Banco de México y candidato a ocupar la dirección superior del Fondo Monetario Internacional (FMI), se ha entrevistado con el Directorio del Fondo y les ha planteado sus ideas en torno a la manera de encarar tres desafíos que a su juicio son debilidades de esa entidad: i) su gobierno institucional, ii) su capacidad para prevenir crisis económicas internacionales, y iii) su habilidad para solucionar una crisis cuando ésta se presente. Una entrevista similar tendrá la otra persona que opta al mismo cargo, la Dra. Christine Lagarde, ministra de finanzas de Francia. Sin embargo, la selección de un nuevo Director Gerente para el Fondo tiene un resultado previsible, pero también tiene marcado el inicio de nuevas tensiones sobre la distribución del poder de votación al interior de ésa organización.

En abril de este año, los países más desarrollados del planeta se comprometieron, en el marco del Grupo de los 20, a hacer más equilibrado el poder de decisión dentro del FMI. Ése compromiso explícitamente comprendía la selección del máximo ejecutivo de esa organización que hasta entonces (y hasta ahora hay que enfatizar), estaba basada en un acuerdo entre EE UU y las principales naciones europeas por el cual la presidencia del Banco Mundial la ocupa un norteamericano y la dirección del FMI un europeo. La crisis desatada por el encarcelamiento del anterior Director Gerente del Fondo está poniendo a prueba la seriedad con la que los líderes de las naciones más grandes honrarán su compromiso.

Cambios en la calificación de riesgo bancario

23 Jul 2012 0 comentarios
Riesgo_bancario

El Banco de Pagos Internacionales, más conocido como BIS por sus siglas en inglés, ha publicado recientemente un trabajo sobre las metodologías para calificar el riesgo de los bancos, preparado por dos de sus economistas[1]. En él se presenta, de manera sucinta, una revisión de los aspectos centrales de los cambios que se vienen produciendo en las metodologías seguidas por las tres más importantes calificadoras de riesgo: Standard & Poor´s, Moody´s Investor Service y Fitch Ratings. Los cambios que se analizan y el futuro de estas calificaciones son la consecuencia de la poca o ninguna capacidad que mostraron estas agencias para advertir los riesgos que se cernían sobre los bancos del mundo desarrollado antes de que reventara la burbuja inmobiliaria en los Estados Unidos, a mediados de 2008. La Tabla que acompaña esta nota muestra que entre mediados de 2007 y abril del presente año, la calificación comprehensiva de los bancos, es decir aquella que considera no solamente la situación particular de cada banco sino también las condiciones de su entorno, ha caído menos que la calificación de los bancos considerados aisladamente. Esto es así porque la respuesta a la crisis ha venido con un componente de asistencia estatal a los bancos privados en formas y magnitudes insospechadas y sin precedentes. El trabajo que comentamos no formula juicios de valor sobre el desempeño de estas agencias sino más bien examina las razones que pudieron pesar en la determinación de sus calificaciones y sugiere las áreas en las que la medición de los riesgos bancarios podrían mejorarse en el futuro. Es, en tal sentido, un documento que puede servir de guía para comprender mejor lo que podría esperarse de estas agencias, y de la regulación que las oriente, en caso que su papel, en la evaluación de las inversiones en los mercados de capitales mundiales, siga siendo el que hasta ahora han tenido.

América Latina: Vientos de cola

23 Jul 2012 0 comentarios
IMF_Crecimiento_PIB_y_dda_agregada

El Fondo Monetario Internacional ha publicado ayer su informe sobre las perspectivas económicas de las Américas, con un sugestivo subtítulo: Atentos al Sobrecalentamiento. El Fondo quiere transmitir una voz de precaución frente al riesgo de caer en la complacencia de lo que hasta ahora se ha logrado en la región, especialmente en Latinoamérica. Las condiciones actuales de la economía mundial y las buenas condiciones macroeconómicas que se observan al Sur del Río Bravo enfrentan a estas economías con altos precios de las materias que exportan y un flujo de capitales externos abundante, tanto para inversiones físicas como financieras. Estas circunstancias posibilitan el crecimiento del ingreso nacional que en buena medida se traslada al gasto dentro y fuera de la región; en otras palabras, la demanda total de estas economías aumenta más rápido que la producción doméstica (ver Grafico), con el doble efecto de presionar los precios internos al alza y deteriorar los saldos en la Cuenta Corriente de la Balanza de Pagos. Pero esta dinámica no podrá mantenerse indefinidamente, en especial porque las tendencias que se observan en los mercados internacionales de los productos básicos, y las luces de atención que se vienen encendiendo en muchas de las economías desarrolladas y emergentes, hacen pensar que no puede descartarse la reversión de las condiciones que han posibilitado mejorar el ingreso nacional de la región y la largueza en el gasto público y privado. Para el Fondo sería apropiado que ahora las políticas económicas en la región se vuelquen a crear parapetos y respaldos frente a un eventual cambio de dirección en los vientos que hasta ahora le han sido muy favorables. En esta ocasión el Fondo va más allá de su receta tradicional de controlar el gasto público y poner un freno a la inflación, y dedica un capítulo entero de su informe a examinar la intervención cambiaria, en sus diferentes modalidades, como un medio al que se debería recurrir para contener los efectos potencialmente desestabilizadores de un masivo influjo de capitales. Hasta ahora éste tema era tabú para el FMI, pero la historia tiene esos giros que hacen cambiar hasta al más dogmático.